Singapur Paraíso Fiscal

De todas las naciones que en el mundo son consideradas un paraíso fiscal, Singapur es una de las que cuentan con un sistema de tributación fiscal más o menos decente. Es una nación extraordinaria que se mantiene siempre en la palestra de los países con mejor condiciones para invertir.

screenshot_1

Singapur

El que es considerado el país más caro del mundo viene de una historia bastante complicada de colonialismo, opresión y crimen. Hoy en día la urbe es reconocida en todo el planeta por ser una de las naciones más tranquilas y seguras del mundo, además de poseer un crecimiento económico envidiable.

En realidad Singapur no es tan lindo como se pinta en los documentales o como lo que acabamos de decir ahora mismo. Bajo la fachada de una nación civilizada y democrática se esconde lo que sus detractores conocen como un aparato de represión brutal por parte de las autoridades.

Si bien es cierto que en las calles de Singapur es muy pero muy poco probable que nos roben, el crimen organizado internacional tiene mucho que ver con este país. El sistema financiero de la nación se presta para que de manera constante se muevan cantidades inmensas de dinero desde el exterior.

El país de los contrastes

Te hablamos de Singapur. Una nación donde convive demasiada gente honrada de todos los estratos sociales. No obstante es bueno saber que en el país más costoso del mundo hay personas que mueren de hambre por la imposibilidad de acceder a salarios dignos.

En el otro extremo de la balanza podemos conseguir a los súper ricos. No se trata de una población aislada, puesto que casi el nueve por ciento  de toda la población del país tiene más de 1 millón de dólares en su cuenta del banco. Impresionante para un país que hasta hace unas pocas décadas estaba sumido en la pobreza y el caos.

El sistema financiero de Singapur

Singapur es una nación bastante pequeña. Una de las razones por las que ha llegado hoy al punto en el que se encuentra es su privilegiada posición con respecto a las rutas de navegación que se ubican en sus cercanías.

De la misma manera, un estricto sistema legal que aplica para cada aspecto de la vida hace que sea una nación muy ordenada. En el ámbito financiero se estima que cuentan con una de las infraestructuras más avanzadas del mundo.

No se puede afirmar que nadie paga impuestos en Singapur, pero la verdad es que el país ofrece ventajas sustanciosas a empresas que busquen ubicarse allí. De hecho, la estrategia ha funcionado puesto que hay una gran cantidad de empresas provenientes de occidente que han establecido su centro de operaciones allí mismo.

Las leyes en cuanto al funcionamiento y movilidad de los capitales son estrictas pero no demasiado restrictivas. La burocracia abunda, y la corrupción hace que sea bastante fácil establecer empresas Offshore con la intención de traer capitales foráneos para evitar el pago de impuestos en las naciones de origen.

Singapur como un paraíso fiscal

Singapur no es el mejor ejemplo de cómo función un paraíso fiscal. De hecho, las autoridades del país afirman que luchan continuamente contra la corrupción y el lavado de dinero en todas sus formas. De hecho, cada año se captura personas por intentar evadir impuestos.

Singapur Paraíso Fiscal

Sin embargo, está probado el hecho de que compañías pueden hacerse acreedoras de incentivos fiscales por parte de la administración de Singapur. Empresas o sociedades que inviertan en investigación, servicios financieros y desarrollo pueden llegar a pagar una cantidad mínima de impuestos con respecto a la que pagarían en occidente e incluso China o La India.

Gran parte del éxito de Singapur se debe a ello. Sin embargo, la ciudad estado se vuelve propicia para lavadores de dinero y criminales internacionales de gran data. Singapur colabora con la justicia europea y también la americana, pero ello no es razón para que se le deje de considerar un paraíso fiscal.

Los extranjeros en Singapur

Se estima que el 30 % de la población de Singapur son extranjeros. En una nación tan pequeña, tener una cantidad tan inmensa de extranjeros significa algo grande. Además, según las predicciones para el año 2050 la relación llegara al 50 %.

De la misma manera, 100 de las mayores empresas occidentales tienen fuerte presencia en la ciudad estado. Si bien no han establecido allí su centro de operaciones, mueven una gran cantidad de dinero que proviene de operaciones en terceros países y en la propia Singapur.

Pero parte de la gran cantidad de extranjeros que llegan a la nación corresponden a aventureros que llegan al país buscando hacerse con una porción de la jugosa renta per cápita que asciende a los 50 mil dólares. Cuadros que se ven bastante seguido en esta ciudad que se afirma futurista.

Gran parte de las obras de infraestructura de lujo que se construyen en Singapur son propiedad de empresas extranjeras. Tan rentable se ha vuelto la nación para las empresas que ha llegado a ser preferida por encima de Hong Kong o China continental para hacer negocios en el continente asiático.

La nueva Suiza

La situación de la nación helvética está beneficiando bastante a la economía de Singapur. Suiza, una nación que durante muchos años opto por una política de recaudación fiscal bastante laxa ahora dejara de ser un paraíso fiscal. No se sabe cuándo exactamente, pero la decisión está tomada.

Esto ha provocado un efecto en cadena, en el que los bancos de la nación se encuentran perdiendo capital y los de Singapur empiezan a ganarlo. El ritmo es verdaderamente acelerado, digamos por lo menos un 30 por ciento cada año desde hace algunos más atrás cuando fue tomada la decisión.

Ni la UE, ni EEUU califican a Singapur como un paraíso fiscal (Se encuentra en una lista de observación). Sin embargo, nadie puede llegar a dudar de que los incentivos que ofrecen en esta ciudad estado hacen que grandes capitales dejen de dar al fisco de sus naciones lo correspondiente sus impuestos por ac

singapur_0

singapur_041

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *